Buscar
  • MARIA AMOR

¿Qué nos está pasando?


Cada día vemos más y más gente en busca de algo, pero ¿qué es ese algo? No lo sé.. ¿Será simplemente vivir? Lo que sí sé, es que el mundo como estaba diseñado nos está quedando estrecho. Queremos sentir, experimentar algo distinto, algo que le dé sentido a nuestro paso por esta vida.


Hoy un amigo me preguntó: ¿qué opinas de la salida de la iglesia del padre Lineros? Yo le contesté tranquilamente: “me parece bien”, ¿te parece bien? Me dijo. Yo le respondí: “es más, me parece un tipo muy valiente. ¿Valiente? Volvió a decirme, ¿Será que tiene su cocinado? Le dije: pues ojalá todos tuviéramos "cocinados" que nos empujaran a dejar aquello con la que ya no resonamos e ir en búsqueda de aquello que queremos.  Mi amigo no salía de su asombro, pero.. ¿No es muy loco me repitió? Le dije: ¡¡No!!! Lo loco es seguir haciendo aquello que aprendimos que teníamos que hacer, por el solo hecho de que ya nos acostumbramos a hacerlo; lo loco es tener una vida para ser vivida y vivirla en función del que dirán.. eso me parece loco, si su motivo fue “un alguien”, pues bendito ese motivo que lo empuja  a ir más allá de lo conocido, sin dañar a nadie como suelen hacerlo aquellos que no tienen la valentía de escucharse.


Estamos acostumbrados a vivir ignorándonos a nosotros mismos, en completa inercia, a vivir sin escucharnos, creemos que así es más fácil ser aceptados, aunque no nos aceptemos a nosotros mismos (esto sí me parece loco..) Yo también crecí en esa generación en donde se nos decía… "Mija no busque lo que no se le ha perdido.. o más vale malo conocido que bueno por conocer" O mira, "la vida consiste en crecer, estudiar, conseguirte un trabajo, cuidarlo, hacer caso.." ¡Qué sé yo! Nos da físico pánico el cambio, es como si tuviéramos una necesidad de mantenernos en ese status quo, no vaya ser.. que perdamos la estabilidad que tenemos, que nos dejen de querer, que nos juzguen.. cosa bien irónica pues al ser seres vivos las dos únicas opciones que tenemos, son crecer o morir… desde que asomamos la nariz en este mundo de lo único que tenemos verdadera certeza es de que el cambio es la única constante, se es bebé, luego niño, luego adolescente, luego adulto (nada es para siempre). Sin embargo, ¿quién cuestiona esto?Nadie! Es un hecho y por si fuera poco no depende de nosotros, así que... Ahora bien, si esto es una realidad, ¿quién dijo que nos teníamos que quedar en el mismo sitio siempre, haciendo lo mismo una y otra vez? ¿Queriendo lo mismo? No sé si lo tienen claro o no, pero la falta de sentido, el hacer por hacer ha hecho que la cantidad de suicidios que hay en el mundo a diario sea una locura. ¡Sí! Eso sí es una locura! Pero obvio, de eso no hablamos, pues no está bien hablar sobre el tema, a pesar que cada vez esta mas cerca a nosotros.


En mi trabajo he conocido mucha gente que va a trabajar día tras día porque les toca, porque eso lo correcto, es lo que hay que hacer (yo no estoy impulsando el no hacerlo, sólo hacerlo desde su elección integral),  van a trabajar para lograr un dinero que le va a ayudar a pagar aquellas cosas que han comprado, las cuales seguramente compraron pensando que les harían más felices, y se dan cuenta que no lo lograron y entonces compran más a ver si esta vez sí lo logran y esto se convierte en un espiral maldito. 


He conocido una gran cantidad de personas que llegan el lunes a trabajar, esperando que pase pronto la semana, a ver si el fin de semana lo logran y tampoco… llegan tan cansados el viernes , que utilizan el fin de semana para tratar de recuperarse para volver a navegar la semana, y así sin darse cuenta se les van pasando los días y las noches (suicidios a cuenta gotas), hasta que llega un momento en que si tienen suerte empezarán a despertar y a darse cuenta que su vida es algo único e irrepetible. Así que más les vale que empiecen a sacar esa fuerza que tienen dentro, esas ansias de vivir para tomar decisiones. 


Es ahí en donde empieza a emerger el líder que hay en cada uno de nosotros, ese líder que dice basta!! Que deja de ser víctima de las circunstancias y decide ser el protagonista de SU vida. Entiende que la vida no es lo que pasa afuera, sino lo que pasa adentro de sí mismo, que es la única oportunidad que tiene. Es en ese momento que toma verdaderas decisiones pensando en él y porque no, en los que quiere, se vuelve el referente para despertar. Es en ese momento o bien empieza a darse cuenta de que es un privilegiado por tener la oportunidad de trabajar en X o Y empresa, que el es el creador de su día a día, de sus relaciones, de las experiencias que quiere vivir y dejar, o bien le pega “un susto” al miedo y se arriesga a otras aventuras fuera de su habitual caminar .


Es en ese momento en donde el saber realmente qué quiere y para qué lo quiere, lo impulsa (sea o no un cocinado) que le da sentido a su vida… es en ese momento en que de verdad valdrá la pena vivir!!! Es en ese momento que podrá decir que está liderando su vida.


Conozco tantas personas que tienen una vida sin vivirla, que se dedican a sobrevivir, esperando que pase el tiempo…. Ahí es donde yo me pregunto: ¿qué nos pasa? Y respondo: ¡no más! ¡Es el momento de despertar! De vivir esto tan valioso que nos fue dado y que se llamamos vida.



María Amor Poch

35 vistas
  • Instagram - Círculo Blanco
  • LinkedIn - círculo blanco
  • Facebook - círculo blanco
  • YouTube - círculo blanco

CALLE 87 # 8 - 51 BOGOTÁ, COLOMBIA

invitacionpsa@gmail.com

CONTACTO. 3204902517 - 3204902518

© 2020 by Pensar Sentir Actuar Maria Amor Poch SAS